Talleres ganó y es escolta

Sin sobrarle nada se impuso 1-0 a Banfield y alcanzó la segunda posición en la tabla de la Superliga.

En el primer tiempo se vio una versión descolorida de Talleres, lejos del fútbol que suele exhibir, con el resultado como aliado y el juego como gran deuda. El trámite de esa primera mitad se puede resumir en la jugada que terminó en el penal por mano de Bravo que Olaza cambió por gol con una sutileza en la ejecución.

El equipo de Kudelka tenía la obligación de asumir el protagonismo por su posición en la tabla y porque el Taladro presentó una formación repleta de pibes, pero le costó hacerse cargo de ese rol y le dio chances al visitante, que trató de empatar con un intento de Lucero y un remate desde lejos de Gómez.

El complemento tuvo a un Talleres dominador, aunque no por sus méritos futbolísticos sino por la merma física del joven equipo del Sur del Gran Buenos Aires. La T entretuvo la pelota, pero no generó nada para liquidar el encuentro y por momentos hizo que sus propios hinchas se fastidien con lo que estaban viendo.

En ese contexto y sin demasiados argumentos, Banfield se aproximó sobre el final y buscó el empate, pero no le alcanzó para evitar que Talleres le gane por primera vez en la historia. Un triunfo que, además, dejó a los cordobeses segundos en la tabla e ilusionados con pelear el título con Boca.

Fuente: TNT Sports.