La agroindustria misionera motoriza la economía

A más 100 días del inicio de las medidas establecidas por el decreto nacional del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), el Gobierno Provincial, a través del Ministerio del Agro y la Producción, acompaña el desarrollo de las actividades productivas de origen agroindustrial que continuaron abasteciendo al mercado local y nacional, motorizando la economía provincial.

Desde el primer día de vigencia del decreto presidencial que estableció el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), el Ministerio del Agro y la Producción (MAyP) inició un trabajo articulado junto a otras instituciones públicas y privadas para la elaboración de protocolos sanitarios para el desarrollo de diferentes actividades. Además, desde el inicio del ASPO, el Agro puso a disposición una Declaración Jurada de actividades exceptuadas para la circulación de los actores vinculados a la producción en el territorio provincial. Ambas acciones, permitieron dar continuidad a los principales ejes de gestión: promover la industrialización de la ruralidad, la innovación, el desarrollo y el arraigo rural.

En este sentido, el ministro Sebastián Oriozabala explicó que “la actividad agroindustrial y agroalimentaria siempre estuvo exceptuada para la continuidad de sus actividades. Sin embargo, requirió el acompañamiento y la decisión desde el Gobierno Provincial para garantizar las condiciones para su desarrollo en el marco del cuidado de la salud de las personas”. Por otra parte, Oriozabala destacó “el despliegue territorial del Ministerio, a través de nuestros funcionarios y equipos técnicos que continuaron con su labor para que la producción no se detenga”.

“Continuaremos trabajando cumpliendo nuestro rol de garantizar las condiciones para el desarrollo de las actividades agroalimentarias, motorizando la economía provincial y cuidando la salud de todos y todas, sin caer en una falsa dicotomía”, agregó el titular de la cartera agraria.

Fuente: Prensa Ministerio del Agro y la Producción.