Este invierno habrá que pagar hasta 234% más por la tarifa de luz y hasta 325% por la de gas

Recién este invierno, los usuarios de los servicios de gas y luz de la Ciudad y la provincia de Buenos Aires recibirán sus facturas con los importes plenos del nuevo esquema tarifario que aplicó el Gobierno. En el primer caso el aumento será de hasta 325% y en el de la energía eléctrica de 234%.

La confusión fue mucha durante el año pasado debido a que los amparos, fallos judiciales, ajustes y reajustes de tarifas, hicieron que las facturas nunca fueran del todo claras para los usuarios de los servicios. Pero ahora, sin medidas judiciales de por medio, el impacto será más evidente.

Según un estudio del Centro de Estudios de Servicios Públicos y Privados, al que accedió ámbito.com, a partir de 1 de marzo comenzaron a regir los nuevos cuadros tarifarios de luz y gas para este invierno que vienen con aumentos que van desde el 178% hasta el 325% (con tope entre 300 y 400%) para el caso del gas; y de entre el 67,6% y el 234% para la luz.

  • Electricidad

CESPUP recuerda que a partir de la resolución N º 83 y N º 63 del Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) se empiezan aplicar, desde 1 de marzo los nuevos cuadros tarifarios, a través de los cuales se aprobaron los Costos Propios de Distribución, cuadros tarifarios, régimen tarifario y reglamento de suministro resultantes del proceso de revisión tarifaria integral y se aprobaron los valores de los Costos Propios de Distribución (CPD) a aplicar.

Asimismo, en dichas resoluciones se estableció la aplicación de los cuadros tarifarios y que el cargo fijo será valorizado en forma mensual en lugar de bimestral. Este último punto derivó en incrementos de hasta 1.138% que se cobran independientemente de los consumos de los usuarios.

Por otra parte, para las distribuidoras Edesur y Edenor, se modificaron los bloques de consumo por usuario respecto al invierno pasado lo que, según CESPUP, produce “cambios tarifarios implícitos manteniendo el mismo consumo del año anterior”. Por ejemplo: el usuario que antes consumía hasta 300 kWh – mes y abonaba una tarifa T1 R1, ahora se convertirá en un Usuario que abonará una Tarifa T1 – R2, es decir, que abona un precio mayor por kwh por tener un salto de categoría consumiendo los mismo kWh – mes. Este efecto de reducción de consumo por categorías se observa en toda la grilla de consumos.

Además, CESPUP recuerda que “es importante mencionar que un usuario de la provincia de Buenos Aires paga cargos y contribuciones adicionales en términos absolutos de hasta un 16% por Kwh respecto al mismo de CABA abastecido por Edenor o Edesur”.

  • Gas

Para el caso del servicio de gas, la suba se aplica a partir del 1 de abril 2017, en virtud a la Revisión Tarifaria Integral de Gas Natural BAN S.A.

En tal sentido, la norma establece una aplicación en forma escalonada de los incrementos tarifarios resultantes de la Revisión Tarifaria Integral, conforme a la siguiente progresión: treinta por ciento (30%) del incremento, a partir del 1 de abril de 2017; cuarenta por ciento (40%) a partir del 1 de diciembre de 2017 y el treinta por ciento (30%) restante, a partir del 1 de abril de 2018.

Los aumentos de tarifas no podrán superar entre el 300 y 400%, según el caso, del monto total con impuestos incluidos. Adicionalmente, se aclara que los límites de incremento sobre los montos finales facturados se aplicarán siempre que el monto total de la factura supere la suma de $ 250.

La nueva resolución mantiene la factura bimestral con dos pagos mensuales, equivalente cada uno de ellos al 50% del importe total de la factura. Otra consecuencia, y al igual que lo que sucede en la luz, es que los aumentos en los cargos fijos de hasta 287% incrementarán las facturas independientemente de los consumos de los usuarios en sentido contrario al ahorro de gas. Estos cargos fijos son para solventar costos de comercialización de las distribuidoras.

Fuente: ámbito financiero.