El Gobierno negocia un acuerdo para garantizar la estabilidad

Se trata de una declaración de 10 puntos a modo de señal hacia los mercados antes de las elecciones. Rogelio Frigerio, Sergio Massa, Miguel Pichetto y Juan Manuel Urtubey son los promotores.

El Gobierno nacional explora un acuerdo institucional con tres precandidatos del peronismo no kirchnerista con el fin de enviar una señal a los mercados en medio de la inestabilidad cambiaria. Se trata de una declaración de 10 puntos que es consensuada por el ministro de Interior, Rogelio Frigerio, y los dirigentes de Alternativa Federal Sergio Massa, Miguel Pichetto y Juan Manuel Urtubey.

El objetivo de las negociaciones es dar una muestra de institucionalidad a cinco meses de las elecciones nacionales en las que se definirá la continuidad de Mauricio Macri en el poder. Frigerio, el delegado del Gobierno, envió a los postulantes peronistas un borrador del decálogo.

En declaraciones a la prensa acreditada en el Senado, Pichetto confirmó que se abrió un diálogo y agregó: “Es lo que vengo planteando desde hace meses”. El detonante del diálogo fue la supuesta influencia, en los mercados, de una eventual candidatura de Cristina Kirchner.

Según trascendió, uno de los puntos del documento es “el respeto a la ley, los contratos y los derechos adquiridos con el fin de consolidar la seguridad jurídica, elemento clave para promover la inversión”.

Otro de los ítems a suscribir es “el cumplimiento de las obligaciones con los acreedores”, sobre todo con el Fondo Monetario Internacional (FMI). Cabe recordar que la semana pasada, en un viaje a Nueva York, Pichetto reafirmó la necesidad de cumplir con los compromisos asumidos.

El Gobierno nacional y los dirigentes de Alternativa Federal también acordarían avanzar en “un sistema previsional sostenible y equitativo”, y en “la creación de empleo a través de una legislación laboral moderna”.

“Lograr y mantener el equilibrio fiscal” y “sostener un Banco Central independiente, que combata la inflación hasta llevarla a valores similares al de países vecinos”, son otros de los puntos que se acordarían entre las partes.

También se busca ratificar el objetivo de una “mayor integración al mundo, promoviendo el crecimiento sostenido de las exportaciones”.

Otro punto habla de la “reducción de la carga impositiva, a nivel nacional, provincial y municipal y enfocado en los impuestos más distorsivos”.

Asimismo, se promueve en el documento “un sistema federal, basado en reglas claras, que permitan el desarrollo de las provincias y que impidan que el Gobierno nacional ejerza una discrecionalidad destinada al disciplinamiento político”.

Por último, la declaración establece el compromiso de “asegurar un sistema de estadísticas transparente, confiable y elaborado en forma profesional e independiente”.

Fuente: Parlamentario.com