Copa Libertadores: River lo dio vuelta y le ganó a Emelec

El Millonario superó por 2 a 1 a su par ecuatoriano. Preciado abrió el marcador para el local pero Pereyra y Alario anotaron para la visita.

River Plate dio un gran paso hacia los octavos de final de la Copa Libertadores de América, al vencer como visitante a Emelec de Ecuador por 2 a 1 y quedar como único líder del Grupo 3 al completarse la tercera fecha.

En el estadio George Capwell de Guayaquil, Ayrton Preciado abrió la cuenta para el local al minuto de juego, pero el “Millonario” lo dio vuelta con goles de Jorge Moreira (41m PT) y Lucas Alario (35m ST) y se convirtió en el único equipo de la actual edición de la Libertadores que ganó todos los partidos que disputó.

Con este resultado, el equipo de Marcelo Gallardo quedó al tope del grupo con 9 puntos ideales en 3 fechas; lo siguen Deportivo Independiente Medellín (DIM) de Colombia, 6 en 4; el propio Emelec, 3 en 3; y cierra Melgar, de Perú, con 2 en 3.

Emelec sorprendió de entrada, cuando el ex Boca Marcos Mondaini recibió en posición de 9 y alargó hacia la izquierda: Preciado entró solo al área y definió cruzado, al segundo palo de Batalla, que no pudo hacer nada para evitar el 0-1.

El gol le sacó al conjunto ecuatoriano la presión de ejercer con posesión la localía -se agotaron las 38 mil localidades del estadio- y lo llevó a refugiarse cerca de su área. River monopolizó la pelota y, de a poco, fue desarrollando el juego que lo viene distinguiendo, la movilidad en el ataque para generar espacios.

No tuvo, sin embargo, muchas ocasiones claras. Un remate de Casco, a los 20m, que se fue muy cerca del palo izquierdo del arco ecuatoriano; y un tiro libre de Pity Martínez, a los 25m, que Dreer sacó al corner sobre su derecha.

Cuando el partido volvía a ser equilibrado y se encaminaba hacia el descanso, el equipo de Gallardo encontró el empate: Martínez Quarta bajó de cabeza un centro (River ganó por arriba en ambas áreas) y Moreira, por derecha, puso el 1-1.

El tono del partido se mantuvo en el complemento, River con la pelota y Emelec agazapado, pero las situaciones de peligro frente a los arcos se demoraron 20 minutos. Primero se acercó el visitante con una entrada muy clara de Casco por izquierda que definió mal; y respondió Emelec con un par de buenas chances que en todos los casos resolvió Batalla, figura clave, con acierto y posicionamiento.

Cuando River mostraba síntomas de cansancio y ni siquiera el ingreso de Rodrigo Mora -su habitual revulsivo- había logrado cambiarle la imagen, Emelec le permitió la victoria. Fue a los 35 minutos del período final, cuando Dreer sacó un remate de Mayada, la defensa no logró completar el despeje, Mora recogió y metió la pelota al corazón del área y allí apareció Alario, solo, para el 2 a 1.

Batalla, con otro par de intervenciones vitales, sostuvo el triunfo hasta el cierre. Y River dio un paso gigante en el camino hacia los octavos de la Libertadores.

River y Emelec volverán a enfrentarse en la próxima fecha, la cuarta, pero en el estadio Monumental de Núñez, el miércoles 10 de mayo. La jornada ya se puso en marcha con la victoria como visitante de DIM sobre Melgar, ayer, por 2 a 1.

Fuente: Télam.