Con una demanda más sostenida, el dólar repuntó 13 centavos a $17,58

Disipado momentáneamente el furor por las Lebac, el dólar retomó la tendencia al alza y sumó 13 centavos a $ 17,58, su máximo en más de dos semanas, en agencias y bancos de la city porteña según el promedio de ámbito.com.

Ocurrió a partir del empuje de las órdenes de compra que prevalecieron en el Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), y que acercaron a la cotización otra vez a niveles cercanos a los $ 17,30.

Con un buen volumen de negocios, la divisa que se negocia entre los grandes jugadores experimentó su cuarto avance consecutivo, al ascender siete centavos y medio a $ 17,29, después de amagar la semana pasada con perforar la cota de los $ 17. El Banco Nación fijó el precio del dólar mayorista a $ 17,27 vendedor para la transferencia.

El monto total operado creció un 27% y superó los u$s 600 millones, sin que se haya detectado participación del Banco Central.

Al igual que en los últimos días, las órdenes de compra volvieron a impactar en la cotización de la moneda extranjera con subas que poco a poco fueron escalando posiciones hasta tocar máximos en los $ 17,325. “Pasado el furor de las LEBAC, el mercado de cambios mostró la necesidad de dólares por la demanda de empresas y bancos que presionaron sobre el precio de la divisa”,explicó el analista Fernando Izzo.

Pero un leve repunte en los ingresos desde el exterior durante la última hora de la sesión diluyó parcialmente la presión sobre el tipo de cambio y acomodó los precios en los niveles vistos en el epílogo.

En las mesas de dinero remarcaron que la exportación cerealera está liquidando a “sus niveles más bajos del ciclo de la soja”, ya que han ingresado esta semana a un promedio de u$s 65 millones, por lo que es compensada “con ingresos de divisas de inversores, para aplicar a distintos activos en pesos”, es decir, siguen apostando larga vida al carry trade.

En el mercado secundario de Lebac, los inversores siguen invirtiendo en tasas a 27 días a 26,20% y en el plazo más largo de 273 días, los rendimientos quebraron la barrera del 27%, y se pactaron en niveles de 26,85%. Mientras, el “call money” se mantuvo por encima de los 26%.

“Hacia adelante, continuar con estrategias de carry trade tendría sentido. Se espera que el dólar esté calmo y a, lo sumo, se mueva como la inflación. La tesis de renovada pax cambiaria la refuerzan los dólares provenientes de futuras emisiones soberanas, provinciales y corporativas previstas. El gradualismo de la política fiscal y las necesidades de financiamiento son aspectos que prometen seguir garantizando la oferta de divisas”, analizó el economista jefe de MB Inversiones, Nery Persichini.

El Gobierno realizará otras dos emisiones de bonos este año para cumplir con las necesidades de financiamiento, que podrían hacerse antes o después de los comicios legislativos de octubre, dijo el miércoles el ministro de Finanzas, Luis Caputo.

“Estas condiciones, a priori, no lastimarían el retorno final de la estrategia de carry trade desde el frente cambiario de cara a las elecciones del 22 de octubre (siempre y cuando no ocurra un shock internacional”, reforzó Persichini.

En lo que va de la semana el dólar mayorista acumula una suba de veintinueve centavos respecto del cierre del viernes pasado, recuperándose con exceso de la caída de la semana anterior. “De la mano de una demanda más activa la divisa norteamericana vuelve a los niveles de finales de agosto pasado pero todavía tiene mucho camino por recorrer para acercarse a los valores máximos del año”, comentaron desde PR corredores de cambio.

En el segmento informal, a su vez, el blue cedió dos centavos a $ 17,95, de acuerdo al relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño. En tanto, el “contado con liqui” aumentó siete centavos a $ 17,33, mientras que el dólar Bolsa sumó nueve centavos a $ 17,32.

En el mercado de futuros del ROFEX se operaron u$s 550 millones, de los cuales el 43% fue en “roll-over” de septiembre ($ 17,34) a octubre ($ 17,68), con una tasa implícita de 23,08%. El plazo más largo operado fue abril de 2018, que cerró a $ 19,565, con una tasa implícita de 21,95%. El promedio de suba de los plazos hasta fin de año fue de 3 centavos, reportó ABC Mercado de cambios.

Por último, las reservas del Banco Central subieron ayer u$s 250 millones a u$s 51.362 millones, respecto al día hábil anterior.

Fuente: Ámbito Financiero