Boleto urbano: “El piso sería de por lo menos 18 a 20 pesos”

Darío Skraviuk, propietario de la empresa Bencivenga, consideró que con ese monto por lo menos el transporte público podría seguir adelante hasta llegar a un acuerdo mas equilibrado, que no perjudique tanto a los usuarios pero que contemple los constantes aumentos de los costos de su actividad.

Durante una entrevista con radio República (99.9), el empresario contó que “en la audiencia pública la gente hizo su reclamo, que es entendible, y se ha reconocido que las empresas están haciendo algunas cosas, pero no es fácil la situación, no se pude dar cumplimiento a todo porque la realidad es que nosotros venimos con retraso tarifario y eso repercute en la calidad el servicio”, y añadió: “si tenemos readecuación las cosas pueden mejorar, pero así es imposible”.

Tras recalcar que “es imposible poder trabajar por debajo de los costos”, Skraviuk explicó que “el estudio de costos es una polinómica que resolvió Nación en 2012 donde se ponen todos los ítems y te da el costo del pasaje, es un numero técnico, pero acá se mal informó, dicen que pedimos (un boleto de) 50 pesos”, y subrayó que “hay una realidad: el estudio de costos da un número de 54 pesos”.

También pidió atender un reclamo sobre el Boleto Estudiantil Gratuito (BEG) porque “venimos con un retraso importante, se cobra por el boleto educativo 3 y 3,45 pesos pero debería ser el 50 por ciento del boleto único”.

“No hagan política con nuestro bolsillo”

En otro tramo de la charla, Skraviuk reconoció que “es comprensible que el pasajero rechace cualquier aumento porque impacta en su bolsillo, pero le pedimos a los funcionarios que no hagan política con nuestro bolsillo. Las empresas atraviesan una crisis que las lleva al abismo”, y graficó el mal momento contando que “el mes pasado pagamos a cuenta gotas los salarios y ahora va a ser más difícil”

Sobre el tema del Boleto Estudiantil, sostuvo que el problema del costo más retrasado aún “ya lo planteamos ante todas las autoridades para ver cómo se puede resolver, no se paga lo que corresponde, y pedimos que se haga público lo que se le paga al empresario porque no queremos que se nos pegue, queremos hacer lo que tenemos que hacer sin aparecer siempre como los malos de la película”.

“Nosotros no podemos seguir así”

Más adelante comparó lo que se paga por pasaje en Misiones con los costos internacionales, y las diferencias -según lo que expuso- son más que significativas: “En todo el mundo (el pasaje cuesta) 1 a 1,20 dólar, eso sería un boleto pleno, pero recibimos un subsidio de 17 pesos, y si el boleto costara los 42 que sale el dólar, el costo final del boleto debería ser por la diferencia (25 pesos)”.

Finalmente, pidió “no decir cosas que no son ciertas, se manipula a la sociedad y quedamos en el ojo de la tormenta, pero nosotros no podemos subsidiar el servicio, y ya no hay tiempo, necesitamos que esto se resuelva con urgencia”.

Así, y tras comentar que en ciudades como Oberá, Eldorado y Apóstoles “tienen boletos de 20 pesos porque entienden la situación”, reclamó a las autoridades una cifra similar para Posadas, porque “sube el combustible, las cubiertas y los repuestos; y los sindicatos piden abrir paritarias, y con todo eso nosotros no podemos seguir así”.